regresar

Flexibilizan en Cuba la redistribución de utilidades empresariales

  • Economía
  • Noticias

 El viceministro primero del ministerio cubano de Finanzas y Precios, Vladimir Regueiro, explicó que las transformaciones en la empresa estatal y en la redistribución de las utilidades pretenden mejorar los ingresos de la población.

En conferencia de prensa, Regueiro señaló que se adoptaron nuevas medidas que flexibilizan la calificación de los resultados de las auditorías y la distribución de utilidades y su pago anticipado, ambos con respaldo en la Resolución 393/2021 -Gaceta Oficial No83 del 29 de septiembre.

Además, se autorizó a aumentar hasta un 50 por ciento los pagos por utilidades correspondientes al segundo trimestre del año a las empresas que participan en la creación de riquezas como resultado de la producción de bienes y servicios.

En declaraciones a Prensa Latina, Regueiro profundizó que se ratifican las responsabilidades de cada colectivo laboral y de los equipos de dirección en generar utilidades, mayores niveles productivos y de servicios, pero que ello no se debe soportar en elevar los precios.

Esos colectivos laborales, añadió, deben participar en la conducción de tales procesos y verse comprometidos con los niveles de generación de utilidad a la cual van acceder con mayores posibilidades e incluso con carácter anticipado.

Aunque la nueva norma aumentó el límite establecido -30 por ciento- a anticipar hasta un 50 por ciento, es necesario tener en cuenta que no se puede agotar todas las utilidades generadas en la distribución a los trabajadores, subrayó.

Hay que prever otros destinos como la ampliación de la empresa, los posibles niveles de endeudamiento, asi como financiamientos a la capacitación de los trabajadores y a proyectos de investigación desarrollo e innovación.

Sobre la flexibilización de los requisitos asociados con las auditorias, explicó que la formulación concreta las responsabilidades de aquellos que determinan la calificación de deficientes o mal.

A partir de ahora, dijo, se limitará su participación en la distribución de las utilidades, sin afectar el resto del colectivo de trabajadores.

Otra modificación es que a partir de las limitaciones en los servicios de auditoría la dirección de la entidad está facultada para cambiar la calificación una vez cerficado el cumplimiento del plan de medidas aprobado para revertir esa situación y la superación de todas las deficiencias.

Pero también deberá acreditar que realizó todas las gestiones y siendo imposible contratar el servicio de auditoría.

Resaltó que la flexibilización no niega la importancia del adecuado control interno que tenga una base conttrable objetiva toda la distribución de utilidades como forma de comprobar que realmente esa riqueza se generó.

Regueiro destacó que uno de los riesgos es la distribución sin criterio racional y ocurran pagos en exceso sin prever caídas de los resultados empresariales.

(Tomado de Prensa Latina)

Compartir en redes

Noticias de interés