Cientos de habaneros concurrieron este martes a las Casas de cambio

La simple concurrencia de cientos de personas a las Casas de cambio (Cadecas) seleccionadas en la capital, en las que desde este martes comenzó la venta de divisas a personas naturales, resultó una señal favorable de la acogida de esta medida, muy esperada por la población.

Ese fue el sentir de clientes entrevistados por la Agencia Cubana de Noticias en sucursales como la de 23 y J, en el Vedado, y la de Belascoín y Salud, en Centro Habana, donde elogiaron la información de sus directivos al público respecto al tipo de cambio y el dinero disponible para canjear, y en correspondencia con ello se organizaron las colas con la entrega de ticket.

Juan Carlos Fuente Duarte, un ingeniero civil jubilado, dijo sentirse contento este martes de poder comprar, fuera del mercado informal y no a más altos precios, los dólares que necesita; es una esperanza que se abre y ojalá se mantenga; de todas maneras dentro de una semana si pueden vuelvan a entrevistarme, dijo medio en broma.

Víctor Ladrón de Guevara Martinto, un músico también jubilado, acudió con su esposa, a la Cadeca de Belascoin a comprar 100 dólares, pero al explicar su deseo de asistir con ese dinero a las tiendas en MLC se le sugirió adquirir euros u otras divisas, y colocarlos en una tarjeta, pues en esos establecimientos no se admite el dólar y mucho menos en efectivo.

En la propia sucursal, donde paralelamente se realizaba el pago a jubilados, Adis Alina Molina Delgado, trabajadora de Educación, destacó la buena organización de la cola, con el apoyo de efectivos de la Policía Nacional Revolucionaria; todo ha transcurrido con mucha disciplina y orden, solo falta que dentro de poco los tipos de cambio empiecen a bajar, acotó.

Yo llevaba mucho tiempo esperando que el Estado tomara esta medida, por la seguridad que le da a uno poder canjear el dinero en un banco, donde lo que se recaude es en beneficio del pueblo y del país, y como una manera también de rescatar la legalidad, expresó la entrevistada.

Con vistas a la implementación del mercado cambiario, que incluye la compra y venta de divisas, en La Habana fueron escogidas otras cuatro unidades: la de Alamar, Mónaco, Fontanar y 21 y 42, en Playa; y según Kenia Mesa López, directora provincial de Cadecas, desde hace días venían trabajando en la capacitación del personal y en la creación de condiciones.

Tanto ella como Yusleidy Hernández Santana, directora de la sucursal de 23 y J, y Harold Cuesta Martiato, al frente de la de Belascoin, contaron a la ACN que antes de la apertura de las unidades ofrecieron al público la información necesaria respecto a las operaciones desde hoy en marcha, y su posible comportamiento de acuerdo con la disponibilidad de divisas.

También elogiaron el apoyo recibido del gobierno local, de la Policía, de los directivos a nivel de país y de la capital del sistema bancario, en aras de que tan importante medida comenzara a ejecutarse sin contratiempos ni quejas por la población.

(Tomado de ACN)

Compartir en redes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Últimas Noticias