Deportes: 2022, un año plagado de limitaciones, pero con logros

El deporte despide un 2022 plagado de limitaciones en sus gestiones, pero con logros a pesar de los efectos negativos a nivel mundial de la COVID-19 y de un criminal y recrudecido bloqueo de Estados Unidos a Cuba.

Gracias a las cinco vacunas, ciento por ciento cubanas, y la inteligencia de directivos, no solo del movimiento deportivo, la mayor de las Antillas logró incorporarse al calendario competitivo internacional, que tuvo una parada obligatoria por prácticamente dos años, fundamentalmente de cara a los principales eventos de 2023, cargado de citas múltiples.

Fueron 858 atletas los que participaron en los certámenes extrafronteras con destaque en tres multideportivos: las Sordolimpiadas, los I Juegos del Caribe y los I Juegos Centroamericanos y del Caribe de Mar y Playa, con la presencia de 111 deportistas.

A esos se unen 20 clasificatorios para los Juegos Centroamericanos y del Caribe de San Salvador y 22 para los Panamericanos y Parapanamericanos de Santiago de Chile, todos para 2023, sin olvidar uno continental que también otorgó plazas para los Olímpicos y Paralímpicos de París 2024.

También vale resaltar que se participó en 34 campeonatos o copas del orbe, entre estos cinco campeonatos mundiales de la categoría juvenil, con el objetivo de garantizar el fogueo de la reserva deportiva.

Vale destacar, además, que los pasajes aéreos para esos eventos se tuvieron que comprar en el exterior ante la imposibilidad de hacerlo en Cuba, con el lógico encarecimiento del costo de los mismos.

Importante es que la mayor de las Antillas ya tiene aseguradas 322, 98 y una plaza para las citas salvadoreña, chilena y francesa, por ese orden, cifras que deben aumentar con certámenes pendientes de efectuarse en 2023 y 2024.

Recordar que el Instituto Nacional de Deportes, Educación Física y Recreación (Inder) también activó en 2022 su calendario nacional, con el cumplimiento de un 81,2 por ciento, con la realización de los Juegos Pioneriles, Escolares, Juveniles y campeonatos de primera categoría, a lo que se suma que se acogieron con mucha calidad, eventos internacionales de varias disciplinas.

Tampoco pasó por alto la educación física y la recreación, muy importantes más allá del alto rendimiento, pues garantizan calidad de vida a la población.

Imposible dejar de mencionar la labor de las federaciones nacionales, los colectivos técnicos y los atletas, los departamentos de actividades deportivas, de recreación y de relaciones internacionales, el Instituto de Medicina Deportiva, el laboratorio antidoping, la Universidad del Deporte Cubano y el Centro de Investigación.

Tampoco se puede olvidar el aumento de las contrataciones de atletas en clubes y ligas de otros países, con destaque para el voleibol y el béisbol, así como también la oficialización del boxeo femenino, algo pendiente desde hace varios años, y la inserción del masculino entre profesionales.

Del béisbol, añadir la buena noticia de que el Gobierno de Estados Unidos otorgó el permiso para que atletas de origen cubano, con residencia en ese país -sean de MLB o no-, puedan integrar su equipo al V Clásico Mundial de Béisbol de 2023.

En fin, una merecida felicitación para todos los que de una forma u otra garantizaron, con el cumplimiento de sus funciones, todos esos éxitos en medio de tantas dificultades reales.

(Tomado de ACN).

Compartir en redes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Últimas Noticias