Emplean la aviación en combate a incendio forestal en Holguín

Medios técnicos de la Empresa Nacional de Servicios Aéreos participan desde este jueves en la extinción del incendio forestal en Pinares de Mayarí, que comenzó el pasado sábado por cuatro focos diferentes, debido al impacto de la intensa sequía durante los últimos cinco meses.

Este se incrementó en horas sucesivas a causa de las rachas de los vientos y amenazó inicialmente a los asentamientos de Vivero 2, Pueblo Nuevo y La Mensura, ubicados en el municipio holguinero de Mayarí, con unos 600 habitantes aproximadamente.

El primer coronel Luis Ángel Macareño Veliz, segundo jefe del Estado Mayor Nacional de la Defensa Civil, dijo en exclusiva a la ACN que en el aeródromo de San Germán están creadas las condiciones para que las aeronaves M18, conocidas como Dromedarios, realicen vuelos continuos y se reabastezcan de agua y combustible.

La jornada de este jueves fue decisiva en el empleo de las aeronaves porque las condiciones del tiempo permitieron no correr ningún riesgo para el empleo de la aviación, bajo estricto control del Centro de Pronósticos del Instituto de Meteorología de la provincia junto a todos los órganos del Grupo Temporal de Trabajo creado para evitar la propagación de las llamas, ratificó Macareño Veliz.

Existe una cooperación estrecha con la provincia de Santiago de Cuba que, con sus brigadas y medios, laboran por tierra en la construcción, mantenimiento y ampliación de las trochas corta fuegos en las zonas limítrofes entre ambas provincias, aseveró el segundo jefe del Estado Mayor Nacional de la Defensa Civil

Tras regresar del primer vuelo de exploración el teniente coronel Juan Carlos Calderón Torres, jefe del Cuerpo de Guardabosques de la provincia comentó que éste ofreció una visual de las tres áreas que se encuentran en combustión y confirmó que, en la zona de Diego Pupo a Pinalito, todavía no existían las condiciones climáticas para hacer un buen ataque con agua por vía aérea.

Dijo que mientras, fuerzas terrestres realizarán labores manuales y con medios mecanizados en las trochas para poder combatir ese foco y ratificó que, a pesar de las grandes proporciones del siniestro, existe control sobre las áreas, a la vez que exhortó a la población a tomar todas las medidas de precaución y prevención en el uso del fuego, teniendo en cuenta la intensa sequía, los fuertes vientos y las altas temperaturas de estos meses.

Al cierre de esta información se conoció que 400 efectivos de las Fuerzas Armadas Revolucionarias se incorporaron a las labores de extinción, distribuidos en destacamentos que actuarán guiados por expertos guardabosques, con los medios necesarios y la voluntad de permanecer en el lugar hasta la extinción del mismo.

Recientemente otro incendio de grandes proporciones causó severos daños en El Prado, área montañosa ubicada en el macizo Nipe-Sagua-Baracoa, muy cerca del Parque Nacional Pico Cristal, provocando consecuencias negativas sobre la flora y la fauna del lugar, una de las mayores reservas de coníferas en el país.

El Ministerio del Interior dio a conocer que en enero de 2023 Cuba alcanzó los 80 incendios forestales, cifra que de acuerdo con los registros históricos del Cuerpo de Guardabosques es récord para ese mes.

Las provincias de Pinar del Río, Artemisa, Holguín, Camagüey y el Municipio Especial Isla de la Juventud resultaron los territorios más azotados y las mayores áreas afectadas por déficits de lluvias se aprecian en la región occidental y la zona más oriental del archipiélago.

(Tomado de ACN)

Compartir en redes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Últimas Noticias